¿Debe la mujer entregar su salario al Hombre para que el lo maneje?

10 jun. 2013

Ante la pregunta: ¿debe la mujer entregar su salario al Hombre para que el lo maneje? Partiendo de la base de que una mujer trabaja fuera de su casa, tenemos que entender que si se ve en esa necesidad es porque el Hombre que la posee o no puede mantenerla o quizás prefiera que ella trabaje fuera del hogar, lo cual si bien no es recomendable, hay algunos Hombres machistas que prefieren que sea así, siempre y cuando el puesto de trabajo sea acorde a las capacidades femeninas, este tema ya lo hemos tratado antes, una mujer , como bien, sabemos, por el ser hembra, no esta capacitada para ejercer funciones que requieran poder o decisión de parte de ella. Entendiendo entonces que una mujer se desempeña en labores propios de la naturaleza femenina ( casi siempre ligados al servilismo) y que por ellos cobra un sueldo, debe ella entregarlo al Hombre a quien ella pertenece? La respuesta es si
.
Es de público conocimiento que la mujer no debe tomar decisiones monetarias, ya que el Jefe de la casa, el Hombre , es quien debe controlar el dinero que ingresa al hogar y destinarlo para lo que El cree mas conveniente. En este aspecto, no dista mucho de la función de un proxeneta, chulo, fiolo, con su prostituta. No es de fiar la mujer con dinero en la mano. Quizás pueda sonar injusto para aquellas feministas que aun no comprenden la importancia de reconocer el machismo intrínseco en la mujer, pero debería ser así.
Una mujer que se apropia del sueldo ganado corre el peligro de tener una falsa noción de igualdad, de derecho, de importancia que un Hombre, aun así si ella supiera que gana menos que un Hombre por el mismo trabajo o puesto. Ella, si el solicitada al trabajo, debe trabajar sabiendo que el sueldo ganado sera confiadamente y merecidamente administrado por la unica persona capaz de realizar esa administración correctamente, el Hombre. Ella debe entender, comprender y aceptar a buena gana que no le corresponde disponer de aquel sueldo y que debe entregarlo por completo a su Esposo, Novio, fiolo. Con la falsa idea de libertad económica es que comenzaron algunas mujeres a creer que merecían protagonismo e igualdad de condiciones, pues esto no esta bien. Una verdadera mujer debe saber que siempre estará por debajo de un Hombre y contenta de que sea asi. Pues no hemos sido creadas para poseer sino para entregar, para confiar, para obedecer y servir al Hombre.